Nos ha dejado Ricardo, amigo, maestro….

Para Ricardo Vázquez-Prada

(In Memoriam)

No es tan sólo dolor por tu partida

lo que nubla los ojos en tu ausencia

larga e irremediable.

También son el amor y la nostalgia

de tus palabras quedas

de tu voz, sonriente,

que cantaba a Brassens

mientras tus manos, derramando notas

abrían la guitarra.

Y el recuerdo de miles de paseos

y de conversaciones

tratando de escribir sobre la vida

junto a gentes diversas

que siempre percibiste tan cercanas.

Ricardo, hermano, amigo,

hombre culto, compañero sencillo,

hoy tan lejano y sin embargo cerca

como jamás de nuestros corazones.

El tuyo, que fue grande, nos invade

y nos calienta el alma

con el sagrado fuego del recuerdo.

Que no hay tierra capaz de consumirlo

-corazón de poeta-

mientras quienes, por tantas buenas horas

en que fue compañero generoso,

lo tengamos fundido con el nuestro.

Miguel Ángel Yusta

5 Respuestas a “Nos ha dejado Ricardo, amigo, maestro….

  1. Emilio Quintanilla Buey

    No hacía mucho tiempo que nos conocíamos, pero ¡qué gran amistad estaba germinando! Algunas tardes, frente a un par de tazas de café, Ricardo me ha dado magistrales lecciones de generosidad, de honradez, de humildad.y de hombría de bien. Hemos perdido a un hombre todo corazón,

  2. José Ángel Monteagudo

    Viene el viento helado de la noticia y nos petrifica hasta el aliento. Ricardo, amigo y compañero, siempre en el recuerdo.

  3. M. Martínez Forega

    Quiénes, sino nosotros, sentimos hoy el peso del mundo.
    Qué, sino tu herida, nos traduce
    el verdadero mensaje del polvo.
    La fuerza súbita del azar te arrojó a la magnitud de lo desconocido.

    Estas palabras del poeta nos trasladan, Ricardo, el auténtico dolor de la pérdida, por eso queremos todos enviarte hoy un beso que nos una a ti, que no nos separe de tu presencia, que nos traiga de nuevo a nosotros tus compañeros, tus amigos, tu familia… la permanente sonrisa de tus labios, tu alegría compartida sin distinción, tu ser como río desbordado de afecto, tu abrazo natural reconfortante y animado.
    La Asociación Aragonesa de Escritores y tus casas están hoy vacíos de ti; déjanos llenarlo e inundarlas con tu recuerdo y que éste quede adherido a la piel de la memoria. Que tu nombre, Ricardo, sea cada día el eco del calor y del frío, del viento, de la lluvia…, todas esas cosas naturales que siempre nos traías, como era tu costumbre. Que seas tú, con tu voz y tu nombre, quien acuda cuando te llamamos y, como siempre también, llegues solícito, con tu mirada cálida, con tus manos llenas de ofrendas a restañar nuestra herida.
    Ricardo, amigo: hasta siempre.

  4. Pingback: Nos ha dejado Ricardo Vázquez-Prada « Zaragózame!

  5. Triste noticia, triste Noche Buena, dolorosa la perdida de un ser amado, de un poeta de luna y sol, se apaga una estrella mientras el recuerdo de su vida brilla en cada uno de nosotros al recordarlo, nadie conoce la hora ni el día, la muerte viene con su daga silenciosa y te rasga la vida en un instante, en un temblor preciso se nubla la mirada.
    ADIOS AMIGO ADIOS…